Cristina Lara, mejor promesa